14 abril 2008

Un repaso a lo que va de 2008 (Parte 2)

Ya llevamos tres carreras disputadas de la temporada 2008 y el campeonato del mundo es muy diferente al que algunos teníamos previsto antes de comenzar la temporada. BMW Sauber, Ferrari y McLaren son los líderes en la tabla de constructores, el equipo suizo-alemán, que ya ha conseguido su primera vuelta rápida en carrera y una pole position, está haciendo un comienzo de año mejor del que cabía esperar.

También hay muchas sorpresas en el medio campo, con una notable mejoría de la escudería Toyota, y cambios en Red Bull, Williams y Renault en relación con su clasificación final en 2007. Continuamos con el artículo de Repaso a lo que va de 2008, en esta ocasión con los 5 primeros equipos de la clasificación de constructores.

Toyota, puesto 5, 8 puntos

Mejor resultado: 4 º, Mejor calificación: 5º

011 La temporada 2008 de Toyota 2008 ha comenzado de una forma más positiva que en la pasada temporada 2007. Tanto Jarno Trulli como Timo Glock, consiguieron colarse de forma segura en la Q3 en Australia gracias al buen ritmo del TF108, y repitieron en Malasia. El propio Trulli consiguió comenzar aquella carrera tercero en la parrilla gracias a las sanciones de los dos McLaren. Consiguió acabar cuarto la carrera, entregando a la escudería japonesa su mejor resultado desde Francia 2006.

Pero la cosa no quedó solo ahí, Trulli además, consiguió salir desde la séptima posición en la parrilla de salida de Bahrein, para acabar en sexta posición la carrera, algo que hace que la escudería encare de forma optimista la etapa de temporada que ahora se traslada a Europa. Glock, por su parte, ha tenido peor suerte, pero a pesar del espectacular accidente en Melbourne, ha conseguido colarse en la Q3 en dos de las tres carreras y acabar noveno en Bahrein.

Williams, puesto 4, 10 puntos

Mejor resultado: 3º, Mejor calificación: 7º

012 Los más escépticos sugieren que el cuarto puesto de Williams en la clasificación de constructores no es representativo del verdadero estado de forma del equipo, después de todo, nueve de sus diez puntos los consiguieron en Australia, donde sólo seis coches pudieron ver la bandera de cuadros. Tras el éxito de Melbourne, donde Nico Rosberg consiguió su primer podio en Fórmula 1, la escudería experimentó un dramático descenso de su rendimiento para la siguiente carrera en Malasia. El equipo luchó por sacar lo mejor de sus neumáticos, pero una serie factores se pusieron en contra de ellos. Kazuki Nakajima fue penalizado en la parrilla de salida debido a una colisión que protagonizó en la carrera anterior, y para colmo de males, un pinchazo, después de hacer un gran comienzo, le puso las cosas aún más complicadas en la carrera de Malasia. Por otro lado, un accidente de Rosberg le dejó fuera de posibilidades. Ni siquiera pudo terminar la prueba en la misma vuelta que los coches de cabeza.

En Bahrein, todo pareció volver a la normalidad. Rosberg calificó octavo y terminó octavo, pero la carrera de Nakajima fue comprometida, pues un problema de sustentación en su coche al comienzo de la carrera le hizo tener que enfrentarse a un coche muy inestable. En general, la fiabilidad del coche ha sido buena y Rosberg consiguió la quinta y sexta vueltas más rápidas en las carreras de Australia y Bahrein, respectivamente, el FW30 ha demostrado tener cierto potencial. Ahora, el equipo sólo necesita un poco más de ritmo y un poco más de suerte.

McLaren, puesto 3, 28 puntos

Mejor resultado: 1 ª, Mejor calificación: 1 ª

013 McLaren eran, con mucho, el equipo a batir al comienzo de la temporada en Australia, donde se hicieron con la pole, la victoria y la vuelta rápida. Sólo el infortunio impidió a Heikki Kovalainen unirse a Lewis Hamilton en el podio, el coche de seguridad perjudicó demasiado al finlandés. Pero una semana más tarde, en Malasia, Ferrari y BMW Sauber tenían un ritmo superior. Cierto es que no ayudó nada a McLaren la penalización de cinco posiciones en la parrilla por estorbar a otros pilotos durante calificación, así como tampoco ayudó la larga parada en boxes de Hamilton. Un tercer puesto y un quinto no era el resultado que el equipo esperaba.

Y hubo pocas señales de mejora en Bahrein. Volvieron a quedarse fuera de la primera línea de salida, siendo superados por sus rivales Ferrari y BMW. Para colmo de males Hamilton, volvió a liarse con los botones, haciendo que su coche quedase clavado en la salida del Gran Premio, perdiendo varias posiciones. La cosa no mejoró, viéndose envuelto en pequeños toques en el pelotón, y una colisión con la parte posterior del coche de Fernando Alonso, donde perdió el alerón delantero. Esa carrera la acabaría en el puesto 13. Mientras, Kovalainen lograba la vuelta rápida en Sakhir, pero los hombres de Ron Dennis saben que tienen mucho trabajo por hacer si se quieren que Ferrari y BMW Sauber no se les vayan lejos en las próximas carreras.

Ferrari, puesto 2, 29 puntos

Mejor resultado: 1º, Mejor calificación: 1º

014 Al contrario que McLaren, Ferrari empezó la temporada de forma poco brillante, pero desde entonces ha recuperado su brillo. En Melbourne, Felipe Massa conseguí a comenzar la carrera desde la segunda fila de la parrilla, mientras que el campeón mundial Kimi Raikkonen se vio obligado a comenzar en el puesto 15 por problemas técnicos. Una avería en el motor provocó que Kimi no llegase a cruzar la meta, aunque había completado una distancia suficiente como para ser clasificado octavo y salir de esa primera carrera de la temporada con un modesto punto para él y para la escudería. ¿Qué ha pasado con la legendaria fiabilidad de Ferrari? Nada, indicó el equipo, la mayoría de los problemas las achaca el equipo a la nueva centralita ecus.

Pero en Malasia, al parecer los problemas se habían resuelto. Massa y Raikkonen consiguieron ocupar la primera fila, y Kimi hizo una cómoda victoria. Massa, sin embargo, no terminó la carrera por un error de conducción. Pero los más críticos con el brasileño fueron rápidamente silenciados por una dominante victoria en Bahrein, donde rodó mejor que Raikkonen todo el fin de semana. Ferrari está detrás de BMW Sauber por un punto de diferencia, pero siguen siendo firmes favoritos para lograr el campeonato de constructores y conservar su corona.

BMW Sauber, puesto 1, 30 puntos

Mejor resultado: 2º, Mejor calificación: 1º

010 Ni que decir tiene que BMW Sauber ha sido la revelación de 2008 hasta la fecha. Han sabido  aprobecharse de un mal comienzo de Ferrari y McLaren, pero el progreso que han hecho es notable, en particular Robert Kubica, que ha conseguido para  el equipo dos de sus tres podios y la primera pole de la escudería en Bahrein.

En Malasia Kúbica conseguiría acabar en la 2ª posición. El alemán, por su parte, llegó a meta sexto, dando a BMW Sauber su primera vuelta rápida en carrera. Y Kúbica respondió al buen rendimiento de BMW haciéndose con la pole en Sakhir. Pparecía que el equipo iba a lograr su objetivo,  conseguir su primera victoria en el 2008, un poco antes de lo previsto. Esas esperanzas se desvanecieron rápidamente, cuando Kúbica fue devorado por los dos Ferrari en las tres primeras vueltas de la carrera. Es alentador, sin embargo, que los coches rojos no conseguían escaparse de Kúbica que se mantuvo constantemente a cinco segundos de Massa que rodaba en primera posición, además, Heidfeld conseguía acabar cuarto. Un resultado que colocó a BMW Sauber en la primera posición de la tabla de constructores, algo que casi nadie hubiera predicho cuatro semanas antes.

BMW Sauber admitió que apostaron por el diseño del F1.08, y su rendimiento fue irregular en las pruebas de pretemporada. Algunos dijeron que estaban dando palos de ciego, una teoría que les ha dado excelentes resultados. En cualquier caso la apuesta está dando sus frutos. Han puesto a McLaren por detrás de ellos, y han mantenido el ritmo de Ferrari en carrera. Ahora solo les queda ganar.

Publicar un comentario