15 marzo 2010

Alonso y Ferrari conquistan Bahrain

Fernando Alonso hizo una carrera soberbia, pasando a formar parte de un selecto grupo como Nigel Mansell o Kimi Raikkonen, al conseguir una victoria en su debut para Ferrari en el Gran Premio de Bahrein este domingo. Alonso se mantuvo a la zaga de Sebastian Vettel, de Red Bull en las primeras etapas, cuando ambos corrían con los neumáticos súper-blandos de Bridgestone, y no cambiarían las gomas a un compuesto más duro hasta las vueltas 17 y 16, respectivamente.

Alonso comenzó entonces la persecución del alemán, cuyos tiempos de vuelta se volvieron más lentos hasta el momento de la verdad, que llegó en la vuelta 34. Fue entonces cuando, debido a problemas técnicos (en un principio se pensó que de escape, pero posteriormente se identificó como un fallo en la bujía) el Red Bull bajó drásticamente su rendimiento y el Ferrari de Alonso se abalanzó sobre el alemán en la penúltima curva, para coger una ventaja que ya no perdería. Felipe Massa completaba el doblete para Ferrari con una segunda posición adelantando a Vettel en la curva uno al inicio de la vuelta 35. Alonso completó, a partir de ese momento unas vueltas tremendamente rápidas para alejarse de su compañero de equipo, algo que pudo hacer gracias a tener la pista despejada en la primera posición.

bahrein

Como Massa consolidado en un segundo lugar, la Scudería completó un espectacular arranque de temporada. Vettel estuvo bajo presión por el McLaren de Lewis Hamilton, que era mucho más competitivo. Finalmente, el campeón del mundo de 2008 consiguió hacerse con el tercer puesto en la vuelta 38 tras adelantar a Vettel en la recta principal.

Vettel casi cayó presa del Mercedes de Nico Rosberg, pero finalmente logró mantener el cuarto lugar por delante de Rosberg. Casi cuatro segundos por detrás, Michael Schumacher cerraba su debut con un reñido sexto lugar, presionado toda la carrera por el Campeón del Mundo de 2009, Jenson Button, a los mandos del otro McLaren, y seguidos por el Red Bull de Mark Webber. Durante las últimas 30 vueltas nunca estuvieron más que a unos pocos metros de distancia.

Vitantonio Liuzzi se veía recompensado con un noveno puesto para Force India, mientras que Rubens Barrichello era el 10º piloto para Williams, consiguiendo el punto final.

No hubo grandes incidentes en la salida a pesar de que Webber levantó una cortina de humo de su Red Bull cuando todo el pelotón llegaba a la frenada en la curva uno, y tanto el Renault de Robert Kubica como el Force India de Adrian Sutil hacían un trompo. Ambos pilotos se rehicieron y consiguieron acabar en las posiciones 11º y 12º, respectivamente. Mientras, el segundo piloto español en cruzar la meta era Jaime Alguersuari, que conseguía un 13º puesto para Toro Rosso. El debut de Nico Hulkenberg se inició una espectacular salida de pista con trompo, al principio de la carrera, y se vio obligado a remontar hasta la 14ª posición en el segundo Williams.

Lotus ganó la carrera en lo que se refiere a nuevos equipos, con Heikki Kovalainen en 15ª posición después de una carrera donde demostraron la fiabilidad del coche. Sebastien Buemi terminó 16º para el segundo Toro Rosso, aunque se detuvo a tres vueltas del final, y el Lotus de Jarno Trulli era el 17º, también a tres vueltas para completar la prueba.

Hubo más abandonos de lo habitual para este circuito, ninguno de los BMW Sauber llegaron a ver la bandera a cuadros, lo mismo que paso con la escudería Hispania, que vio como Bruno Senna abandonaba tras una rotura de motor, y los Virgin de Timo Glock y Lucas di Grassi se retiraban por problemas mecánicos, después de que el alemán había mantenido una gran lucha con Kovalainen. Vitaly Petrov corría en zona de puntos al comienzo de la carrera, pero tras un problema en la suspensión detectado tras su parada en la vuelta 13 le obligó a retirarse. Karun Chandhok se estrelló en la segunda vuelta.

El resultado para Ferrari, es un inicio perfecto para el campeonato del mundo, anotando 43 puntos, seguido de McLaren con 21, Mercedes GP con 18 y Red Bull con 16. Alonso lidera la lucha por el título con 25 puntos, seguido de Massa con 18, y 15 para Hamilton.

La opinión general es que la prohibición de los reabastecimientos de combustible hizo que la carrera resultara mucho más emocionante.

Publicar un comentario