27 julio 2010

En apoyo a Massa

Seguro que yo hubiera hecho lo mismo. Durante 49 vueltas liderando la carrera de forma magistral, sin errores, escalando dos puestos en la salida, aprovechando la batalla entre Alonso y Vettel, Felipe Massa se vió obligado a obedecer órdenes de equipo, dejando pasar a Alonso en pista.

Hay mil formas de que un piloto deje paso a su compañero de equipo, pero la de Massa fue la más descarada de las maniobras para demostrar a simple vista que cumplía órdenes de equipo. Un retraso en la parada en boxes, una ligera salida de pista, una apurada de frenada demasiado tarde, etc.

Pero el piloto brasileño quería reivindicar el pasado domingo en el Gran Premio de Alemania, que si ganaba Alonso era por que él le dejaba pasar, y no por que el asturiano le pasara en pista.

Bravo por el brasileño, quedó patente que el intento de engaño de Ferrari para la afición no quedaría oculto a nadie, aunque su descarada maniobra suponga ahora una sanción al equipo.

Nos privaron de una batalla en pista entre dos rivales que ya se han visto las caras en otras ocasiones, pero ahora los dos pilotan para el mismo jefe, y eso es justo lo que nos perdimos. Demasiado dinero en juego como para que dos pilotos de la mismas escudería se disputen una primera plaza a riesgo de que los de Ferrari pudiesen haber perdido sus dos unidades en pista por una pelea de gallos que a todos los aficionados nos hubiese gustado disfrutar.

Vaya por que Alonso es español y me gusta que gane, pero ASÍ NO.
Publicar un comentario