09 abril 2011

El alerón delantero de Red Bull supera los Test de la FIA

La regulación técnica sobre los alerones delanteros, marca que éstos no deben estar a más de 75 milímetros de altura de la base del monoplaza, el punto más bajo de los coches (marcada en el dibujo por la línea de rayas amarillas).


Para comprobar que la dedida es correcta, el test de pruebas consiste en aplicar una fuerza de 100 kg, verticaly hacia abajo, aplicadas en los extremos de los alerones delanteros (justo donde vemos las flechas rojas del dibujo). El espacio  que estos componentes pueden ceder, no debe superar los 20 milímetros.

Este año, la FIA es más estricta en la medición de esta flexión, aplicando los pesos en los dos extremos de forma simultánea, y no uno a uno como se hacia en anteriores temporadas.

A pesar de las críticas y rumores sobre la posibilidad de que los alerones delanteros de Red Bull sean flexibles, la escudería ha superado estas pruebas sin mayores inconvenientes, por lo que el resto de rivales andan como locos tratando de copiar esta solución, adaptándola a sus monoplazas lo más rápidamente posible.
Publicar un comentario