16 febrero 2012

Analizando el F 2012 de Ferrari a fondo

El nuevo Ferrari es tan radicalmente diferente a su predecesor, que representa todo un comienzo completamente nuevo para la Scuderia, en términos de los parámetros fundamentales del diseño del coche.

Para empezar la distancia entre ejes es, al menos, 8 centímetros más larga que el anterior, y ahora hay una barra de suspensión en la parte trasera.



Presentado por Red Bull en el 2009, el sistema de tracción del vástago había sido copiado por todos los equipos a finales de 2011, excepto por Ferrari y Sauber (que manejaban cajas de cambios de Ferrari). Pues curiosamente, el equipo italiano ha introducido también el concepto de tracción con vástago en la parte delantera de la F2012, la primera vez que esto se ha intentado desde que Gabriele Tredozi lo diseñara para un nuevo Minardi en 2001.

Visto desde arriba, los cambios están a la vista. El morro (1) es más alto, más plano y con una forma más cuadrada, y mucho más corto en longitud que el morro del coche del 2011 el Ferrari 150° Italia.

La parte frontal (2) y los alerones traseros ya evaluaron en las carreras finales de la temporada pasada, pero el morro escalonado (3), ahora cae desde la altura máxima del chasis a 625mm hasta los 550mm que establece el nuevo reglamento.

Se puede decir que la distancia entre ejes se ha ampliado desde la perspectiva revisada de las horquillas de suspensión delantera (4), pero debido a las cargas de gran tamaño colocadas en la posición casi horizontal de la varilla de acoplamiento en la parte delantera, sus dimensiones son muy similares a una más tradicional.

A petición de Fernando Alonso, el asiento del conductor es mucho más vertical (5). Las estructuras de protección en la parte delantera de los pontones se han integrado dentro de una sección (6) y junto a un deflector en forma de boomerang.

La entalladura en el suelo es mucho más amplia (7) y hay un paso mucho más grande por debajo (ver línea de puntos amarilla) como resultado de la pronunciada forma de cuello de botella de la carrocería (8).

Los radiadores son mucho más pequeños (9) y se han instalado de manera diferente, más concretamente en la parte posterior, para permitir que la parte trasera sea tan baja como sea posible. La caja de cambios es más larga y alta para complementar la nueva barra de suspensión (10). La salida del aire caliente se concentra ahora en un agujero central alrededor de la caja de cambios, mientras que el radiador se sitúa en la parte superior de la caja de cambios.
Publicar un comentario